Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Las batallas del Borussia Park

Moenchengladbach's midfielder Mahmoud Dahoud (L), Moenchengladbach's defender Julian Korb (C) and Moenchengladbach's Danish defender Andreas Christensen attend a training session at the Etihad Stadium in Manchester, north west England on September 12, 2016 ahead of their September 13 Champions League game against Borussia Monchengladbach. / AFP / PAUL ELLIS (Photo credit should read PAUL ELLIS/AFP/Getty Images)

Las batallas del Borussia Park

– ¿Paco Alcácer o un extremo?

En este inicio de curso, son contadas las ocasiones en las que el Borussia Mönchengladbach de André Schubert ha abandonado la defensa compuesta por tres centrales y dos carrileros. Se trata de una estructura con salida ancha en la base y profundidad por los costados que casa muy bien con la propuesta de inicio en corto y limpio que ambiciona el técnico de Kassel para su equipo, pero que en un escenario nuevo sin balón como al que condena el F.C.Barcelona, vuelve a arrojar sobre la previa cuestiones ya recurrentes en lo que llevamos de temporada. Coincidirá ésto con el segundo partido en el que suplir la ausencia de Leo Messi con la elección de un tercer integrante para la delantera del Barça que acompañe a Neymar y Luis Suárez. Ante el Betis, en la jornada uno de Liga, frente a otra defensa de cinco los culés disfrutaron de la superioridad numérica concedida en los costados, sumando entonces a Sergi Roberto y Jordi Alba, a unos Messi y Neymar relativamente abiertos, al menos de partida. Hace poco más de una semana, en cambio, fue el filial quien se enfrentó a una zaga rival integrada por un efectivo extra, y la respuesta específica de Gerard López consistió en acompañar al normalmente solitario nueve del Barça B con un segundo futbolista que amagando iniciar desde la orilla, invertía la mayor parte del tiempo en moverse por dentro sumando esfuerzos con su compañero en el área y dejando la banda para las subidas del lateral.

– Iniesta en superioridad

Sumar un jugador de más a la última línea, implica sacarlo de alguna parte, y en el Gladbach la zona de extracción suele localizarse en el mediocampo. Según el conjunto germano ataque o defienda, su línea medular pueden llegar a poblarla, sobre el papel, hasta cinco futbolistas, pero siendo dos de ellos los mencionados carrileros y un tercero el mediapunta Stindl, no es extraño que a la hora de defenderse, y sobre todo si debe hacerlo en su propia mitad, Christoph Kramer y su acompañante estén muy solos. En este sentido, la ausencia de Tobias Strobl es un serio contratiempo para Schubert, pues su capacidad y despliegue en la zona ancha debía contener a un mediocampo culé en el que, entre otros, estará Andrés Iniesta. A poco que Jordi Alba aleje de su posición al carrilero derecho alemán, el capitán del Barça puede hallar un escenario muy ventajoso para imponer su ley y aliarse con un previsiblemente liberado Neymar para socavar la zona del pivote derecho de los Fohlen. No sería descartable, de hecho, que ante la baja del delantero Raffael, el Gladbach optase por renunciar a un segundo delantero para reforzar la zona ancha con un elemento extra que en defensa sume esfuerzo y en ataque adopte una actitud dinámica entre la mediapunta y la banda. Ibrahima Traoré, Fabian Johnson o Julian Korb, dependiendo de cuál de los tres ocupe finalmente la plaza de carrilero por la derecha, podrían ser esa pieza maestra.

– Las llegadas de Stindl

Lars Stindl es un tipo de mediapunta que ya se estila poco. Más un 6 de los de antes que un 10 de los que vinieron después. Un futbolista que ataca a pocos toques y en dos tiempos: uno para descargar de espaldas con tal de encarar el pase al compañero que viene por detrás, y otro para atacar el área desde la segunda línea. Cada vez más atacante y más relacionado con los metros finales a las órdenes de André Schubert, puede ser el jugador que le añada mordiente al contraataque alemán y que más posibilidades tenga de castigar la transición ataque-defensa del Barça, ya sea pivotando por detrás del mediocampo o entrando a la espalda de la pareja de centrales. Sobre todo si finalmente el Gladbach se decanta por enfrentarse al conjunto azulgrana con una única referencia en punta y, especialmente, si con tal de que ésta sea más móvil que referencia, la vacante es para Thorgan Hazard, la amenaza de Stindl será una de las más veraces de cuantas integren el libreto ofensivo del Borussia.

– Banega, Parejo…¿Dahoud?

No parece que Mahmoud Dahoud vaya a tardar mucho en convertirse en una pieza ciertamente apetecible. En una sensación sobre la que varios clubes importantes quieran lanzar sus garras. No abundan los centrocampistas de su estirpe, al menos al más alto nivel, y pese a la discontinuidad con la que lo ha alineado Schubert en el arranque de temporada, los focos de la Champions League y la ausencia de Strobl hacen que sea muy probable verle enfrentarse esta noche al Barça. Al cuadro culé, históricamente los futbolistas como Dahoud le han hecho daño. Hombres que, con el bloque, terminan la acción defensiva abajo, cerca de donde su equipo logra recuperar el balón, y con su técnica, visión y tranquilidad cuando lo cobijan en sus botas logran dar respuesta al sistema de presión adelantada con que ambicionan defender los azulgranas cualquier intento de salida rival. Jugadores que encuentran el hueco para situar el cuero a la espalda de la jauría que el Barça moviliza para robarlo, obligándola a darse la vuelta y a gestionar en el retorno unos espacios que en su plan inicial no esperaba sentir vulnerables. El tipo de centrocampista que es capaz de llevar al rival a la mitad del campo más próxima a Ter Stegen, y que una vez allí alarga esas cadenas de pases que tanto amargan a los catalanes y a partir de las cuales es más factible que aparezca el desajuste en una zaga que no está ideada para esperar. Ever Banega y Dani Parejo, en su mejor momento pero también cuando más en entredicho estaban, firmaron ante el Barça alguna de las mejores actuaciones de su carrera. Mahmoud Dahoud, que no es muy diferente a ellos, hoy espera hacer igual.

 

 

– Foto: Paul Ellis/AFP/Getty Images

Comments:7
  • Nicaraguan Ball 28 septiembre, 2016

    Excelente, se nos viene un partidazo mañana… creo que el primer gol será el astrolabio del encuentro. Muchas ganas de ver a un futurible del Barça como lo es Christensen.

    Reply
    • Morén 28 septiembre, 2016

      A mí es un jugador que me gusta, pero especialmente hoy me parece que puede pasarlo bastante mal a poco que el juego del Barça le obligue a girarse mucho o tener que reaccionar rápido en espacios reducidos.

      Reply
  • George Best the best 28 septiembre, 2016

    Yo optaría por un extremo claramente. No se trata de que haya una simetría táctica entre los dos equipos, sino poner aquello que más dificulte y que más haga pensar al rival. Por otro lado no encuentro motivos para una modificación táctica tan gorda. Apostaría por Rafinha (y no soy muy fan suyo), que ante la ausencia de Messo quizá merezca algo de continuidad. en ese puesto, si no nunca llegaremos a saber su altura como futbolista en la élite. El otro día en Gijón completó un buen partido con su gol y con mucha inteligencia táctica de la que se benefició un inmenso Sergi Roberto. Otra alternativa sería Arda, pero no sé por qué razón en la derecha rinde a menor nivel.

    Reply
  • Roque 28 septiembre, 2016

    Ante el Betis jugo Turan en la izquierda, ney aun estaba en los JJOO, pero bueno da lo mismo, aun no habian fichado a Alcacer y la opcion de poner 2 nueves no la teniamos, creo que jugara el once de gala con Alcacer por Rafinha, quiero que juegue Alcacer, ojala y marque.

    Reply
  • Luis Glez. 28 septiembre, 2016

    ¡Qué buena la última referencia a aquellas exhibiciones de Banega o Parejo! En, como has señalado, momentos difíciles para ellos. Me gustaría añadir a uno más que encajaría en este perfil, Beñat, a quien le recuerdo alguna buena actuación de estas características.

    Reply
    • Morén 28 septiembre, 2016

      Y la más reciente, Marcos Llorente con el Alavés.

      Reply
  • Iniesta10 28 septiembre, 2016

    A mi hoy me gustaría que el Barça jugara con 2 delanteros y con Neymar por detrás

    Una especie de 4-4-2 con rombo en el centro del campo.

    Espero un gran partido y me gustaría que jugara Alcacer

    Reply

Responder a Iniesta10 Cancelar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.