Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

El Celtic de Rodgers en el Camp Nou

GLASGOW , SCOTLAND - SEPTEMBER 10: Moussa Dembele of Celtic celebrates his 2nd goal during the Ladbrokes Scottish Premiership match between Celtic and Rangers at Celtic Park on September 10, 2016 in Glasgow. (Photo by Steve Welsh/Getty Images)

El Celtic de Rodgers en el Camp Nou

– ¿Rodgers como Pellegrino?

Para el Celtic de Glasgow, el transito de la liga escocesa a la Champions League implica un cambio de estatus. De ser nobleza y casi indiscutido aspirante al trono, a convertirse en el humilde rival de contendientes mucho más poderosos. La visita al Camp Nou, ya de por sí un renuncio incluso para los grandes, demanda de los católicos, un cambio radical de vestuario, de tal modo que atendiendo a los precedentes y al éxito reciente de la estrategia, no sería extraño que los de Brendan Rodgers plantearan algo bastante similar a lo que propuso el Alavés de Pellegrino en el feudo culé el pasado fin de semana. Una línea de cinco cercana a su guardameta, que protegiese con especial esmero el área y que redujera los espacios a cubrir por unos zagueros mayoritariamente pesados y lentos en el giro enfrentados a la actividad de Luis Suárez o al quiebro de Messi y Neymar. No se trata de una alternativa nueva para los Bhoys, pues jugando con la versatilidad de Lustig, habitualmente lateral derecho pero que puede actuar también como central, Rodgers ya ha recurrido en otras ocasiones al recurso de la defensa de cinco. Quizá la duda estribe en el nombre del quinto integrante, pues Saidy Janko, el reclamado más frecuentemente, ya es jugador del Barnsley, y su recambio Cristian Gamboa no ha debutado todavía.

– Velocidad a la contra

En un escenario de domino azulgrana tanto territorial como por lo que respecta a la posesión del cuero, para el Celtic será fundamental disfrutar de momentos en los que poder girar a los locales y obligarles a correr hacia su propia portería, con tal de tomarse respiros defensivos y cortarle el ritmo de ataque a los hombres de Luis Enrique. Además del acierto que puedan tener sus primeros pases para orientar los contraataques, el conjunto escocés contará en las posiciones más adelantados con hombres capaces de recortar la distancia, sobre el papel cuantiosa, que separe a los atacantes del Celtic de la portería culé. Concretamente en las alas, tanto James Forrest por la derecha como el eléctrico Scott Sinclair por la izquierda, a la espalda de los laterales del Barça pueden ser dos piezas a través de las cuales Brendan Rodgers busque darle mayor altura sobre el campo a su equipo. También Patrick Roberts, más empleado por el inglés como carta desde el banquillo y que en pretemporada se presentó ante los blaugranas castigando, eso sí, a un lateral de circunstancias como Juan Cámara, podría contribuir a ello. En su caso, se trataría de un aporte menos relacionado con el espacio y más con el balón, estirando en paralelo a la línea de banda y apoyándose en su habilidad para el desborde con tal de llevarse al Barça hacia la esquina.

– Dembélé y Tom Rogic

Aunque en verano Rodgers coqueteara con la variante de formar con dos puntas en ataque, el paso de las semanas dibujó una disposición con una única referencia arriba y una línea de tres por detrás. Un ariete que por lo general ha sido Leigh Griffiths y una figura situada a pocos metros que ha venido encarnando el australiano Tom Rogic. Sin embargo el sábado, ante la ausencia del ariete y máximo goleador del equipo sumadas todas las competiciones, en el derbi ante el Rangers, Moussa Deméblé se destapó con una magnifica actuación, firmando tres de los cinco goles que lograron los de Celtic Park y brindándole a Sinclair un cuarto. A pocos metros de él, Rogic es el apoyo, la llegada y una pieza de notable valor en labores defensivas por su vigilancia sobre el mediocentro rival. Teniendo en cuenta que si Rodgers optara por reforzar la zaga con un quinto defensor él tendría todas las papeletas para ser el sacrificado, esta última cuestión abriría un nuevo escenario de partido en el que la salida de balón culé podría desarrollarse más cómodamente. El sábado un rival también con un sólo delantero y sin mediapunta pudo tapar a Busquets, pero hoy en la zona se espera también a Gerard Piqué, y las soluciones del catalán con el cuero multiplican las amenazas con respecto a la pareja formada por Mascherano y Mathieu.

– Bitton vs. Busquets

Buena parte del éxito del planteamiento del Alavés en el Camp Nou pasó por dos cuestiones secundarias en cuanto a minutaje pero capitales en aportación. Aunque la tónica general fuese el enfrentamiento entre el ataque barcelonista y la defensa vitoriana, que con balón los de Pellegrino lograran darle salida a sus contraataques y que sin él no consiguiera el Barça una recuperación adelantada sostenida que le permitiera enclaustrar el partido en las inmediaciones del área rival, agrietó lo que, en el segundo tiempo, debió haber sido un escenario de acoso absoluto sobre el arco que defendió Fernando Pacheco. Si hay un futbolista en el mediocampo del Celtic que por técnica, visión y temple pueda darle a los primeros pases de los escoceses un sentido parecido al que les aplicaron Llorente o Daniel Torres el sábado, este es Nir Bitton, un mediocentro israelí con opciones de sufrir en defensa -de hecho no sería descabellado que incluso su técnico lo dejara en el banquillo en favor de un doble pivote formado por Brown y McGregor- pero con mucho sentido moviendo el esférico. En frente tendrá a Sergio Busquets, auténtica referencia en su posición cuya retrasada posición el fin de semana limitó las opciones de su equipo de presionar con eficacia arriba. Esta noche, un Busquets de nuevo cerca de la pérdida, reencontraría a Luis Enrique con un argumento ganador de mucho peso.

Artículo relacionado:

 

– Foto: Photo by Steve Welsh/Getty Images

Comments:3
  • Antonio González 13 septiembre, 2016

    Muy de acuerdo al respecto de lo de Busquets. El mejor reparto de espacios en la MSN y el Barça más incisivo se vió en mi opinión en ese que soltaba a Busquets arriba, máquina de recuperar balones cerca del área tras pérdida y fijaba a Messi y a Ney de extremo-extremo, clavando más a los laterales al a
    menos a Alves por dentro como apoyo de posesión. Con los laterales arriba como el otro día, y Busquets atrás no había espacio para la sorpresa. Messi por medio frente a dos líneas casi de 5, los laterales no llegaban al espacio pues ya estaban allí y Busquets atrás como para robos rápidos, que a su vez las posesiones del Alaves cortaban el que podría haber sido un asedio de 60 minutos. Mala dirección de campo de LE en mi opinión que parece desde el año pasado con esta medida en contextos de remontada sin mucho éxito de momento.

    Reply
  • vi23 13 septiembre, 2016

    Y en ese rol de apoyo de posesión podría ser muy útil Sergi Roberto e, incluso, Mascherano

    Reply
    • Morén 13 septiembre, 2016

      Sergi Roberto cada vez se está haciendo más imprescindible en el equipo. No sólo por lo que estamos viendo de su competencia más directa, sino por su propia aportación. Cada vez tengo más ganas de poderlo medir contra un extremo importante de un rival de nivel alto.

      Reply

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.