A Messi le gusta Denis Suárez

Barcelona's midfielder Denis Suarez celebrates after scoring the opener during the Spanish Copa del Rey (King's Cup) quarter final second leg football match FC Barcelona vs Real Sociedad at the Camp Nou stadium in Barcelona on January 26, 2017. / AFP / LLUIS GENE (Photo credit should read LLUIS GENE/AFP/Getty Images)

A Messi le gusta Denis Suárez

El regreso de la MSN como condicionante e incontrolable amenaza es por ahora, sin duda, la noticia futbolística de 2017. Tanto en el Barça, por lo que para su plan supone, como para todas las competiciones en las que éste participa. Messi, Neymar y Luis Suárez, a este nivel, lo cambian todo. Tanto es así que el impacto de su recuperada mejor versión, ha relegado a un segundo plano el otro gran argumento de la mejoría azulgrana de las últimas semanas: su crecimiento defensivo. Vulnerable buena parte de la temporada cuando perdía el balón a expensas de una intervención decisiva de alguna de sus individualidades atrás, las medidas introducidas por Luis Enrique recientemente han revertido la situación hasta el punto de que en los cuartos de final que ha disputado ante la Real Sociedad, el desempeño culé cuando su rival manejaba la pelota ha resultado, a la postre, la clave de su clasificación. La mezcla de una presión pretendidamente intensa de la que, muy meritoriamente, los de Eusebio han ido logrando escapar, con un repliegue de plomo en campo propio, le ha permitido al cuadro barcelonista una estabilidad defensiva que, combinada con la capacidad para decidir de sus tres cracks, ha vestido sus actuaciones de una gran competitividad.

Así sucedió anoche en el Camp Nou, sobre todo en un primer tiempo definido por la prudencia de ambas escuadras ante lo abierto del cruce. Cerrando en campo propio con dos líneas de cuatro, y reforzado en su carril central por el triángulo que formaron Piqué y Umtiti desde el centro de la zaga y Mascherano desde el pivote, los locales evitaron ser desbordados ante una Real que logró subir metros con personalidad pero a la que le faltaron soluciones en los últimos metros. Las incursiones de Yuri Berchiche por el carril izquierdo, los apoyos de Willian José de espaldas al arco o las apariciones de Vela en la derecha, permanecieron alejadas de Cillessen debido al éxito en la contención del planteamiento azulgrana. En este sentido, durante la primera mitad destacó sobre todo la actuación de Mascherano, elección de Luis Enrique ayer para cubrir la vacante del lesionado Busquets, y que reduciendo espacios por dentro y lateralizando las ayudas mantuvo a buen recaudo la frontal.

Donde sí tuvo efectos tanto la presencia del Jefecito en el mediocentro como un discurso de partido que permitía a los visitantes empezar defendiendo arriba, fue en la construcción de la jugada por parte del Barça. Sin Ter Stegen, Busquets, Rakitic ni Iniesta, y enfrentado a un oponente experto en la presión, la solución culé fue una salida más larga y directa que sorteara zonas intermedias y diera rápidamente con Neymar y Luis Suárez batallando por el servicio contra Aritz Elustondo y los centrales txuri-urdin. Por su parte, como en la ida, inicialmente Messi asumió el disfraz de interior derecho para dotar de fiabilidad a un mediocampo alternativo cuando el balón circulara a través de él. En este sentido, relució la buena entente del argentino con Denis Suárez, con el gallego en constante movimiento para compensar posicionalmente al 10 y aclararle las zonas de recepción. Si últimamente, como interior derecho, Denis había ejercido de alza en la banda derecha del Barça con tal de permitirle una posición más adelantada a Leo, en esta ocasión su relación tuvo más que ver con el giro a su alrededor. El de Pontevedra se movió por y para Messi, y el argentino se lo agradeció con una asistencia perfumada y alguna que otra muestra de complicidad sobre el campo.

La eliminatoria, además de constatar que por el momento Leo no tiene pensado volver a su planeta y que a su lado Neymar y Luis Suárez están recuperando su mejor cara, deja también la prestancia con que la Real Sociedad ha encarado cada una de las etapas del cruce. Tanto en la ida como en la vuelta, así como cuando más se le alejó la clasificación, los de Eusebio han mostrado sobre el césped compostura de equipo grande. Ayer, por ejemplo, cuando el 2-0 obra de Messi parecía sentenciar el pase, de la mano del doble cambio de Canales y Juanmi por Vela y Xabi Prieto fueron capaces de aguantar sujetos al partido donde otros suelen abandonar. Especialmente productivo resultó el delantero malagueño, muy activo en el centro del ataque castigando desde la movilidad y los desmarques en profundidad a una zaga que hasta ese momento había vivido relativamente tranquila. Para entonces, sin embargo, y condicionado por el resultado, el escenario del encuentro ya era uno en el que los delanteros del Barça podían disfrutar de espacios. Con el Messi de siempre y ante estos Luis Suárez y Neymar, vuelve a estar prohibido.

Artículos relacionados: 

 

– Foto: Lluis Gene/AFP/Getty Images

Comments:2
  • Arbmas 27 enero, 2017

    Otro partido nefasto de Andre Gomes, a quien cada dia veo mas lejos de adaptarse, de ser un jugador que oposite al once inicial, realmente dudo mucho de su nivel tecnico, de su talento o calidad con el balón, de si llega al nivel requerido para la demarcacion, por ejemplo en los controles, en los pases demasiado fuertes e imprecisos, cuando puede disparar da la impresion que tira a bulto sin buscar presicion alguna priorizando la potencia, no tengo claro si es solo falta de confianza o es que no da para mas, se valoraba mucho su conduccion y su ultimo `pase pero la verdad es que no le hemos visto nada, en la Eurocopa casi nada, la temporada pasada muy poco, realmente valia lo que pagaron por el? era necessario su fichaje? Veis algo que yo no vea en Gomes?

    Reply
    • k87 27 enero, 2017

      Coincido. No veo a Gomes siendo trascendente en el Barça, ni ahora ni a largo plazo. Más allá de su potente conducción cuando hay espacios, no destaca en ningún aspecto del juego. Debería ser una venta clara el próximo verano, antes de que se devalúe aún más.

      Reply

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: