Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

El Tata se pone deberes

El Tata se pone deberes

No lo necesitaba. El habitual Cesc por Messi habría bastado para responder ante el Valladolid a la ausencia del argentino. Pero Martino sabe lo que tiene entre manos y el sábado fue el día elegido para contárnoslo. Si el técnico rosarino creyese que lo mejor de Neymar está en banda, precisamente porque faltaba el 10, era el día para no moverlo. Si pierdes a tu arma más peligrosa, saca lo mejor de la segunda. Poniendo al brasileño por dentro, sin embargo, Martino demostró -para alivio de muchos- que es consciente que el mejor Neymar vuela libre. Que acaba de llegar y, de momento, la banda izquierda es la mejor manera para que se acostumbre a la temperatura del agua, pero que un día se le liberará de la bolsa de plástico y tendrá todo el acuario para él.

Ahora Neymar ya lo sabe, nosotros también, y ninguno nos lo podemos quitar de la cabeza. El Tata se ha puesto deberes, porque aunque pocas cosas nos han ilusionado igual, lo cierto es que no parece haber solución fácil. Lo bueno, que el técnico parece dispuesto a afrontar el reto. Hay muchos aspectos por resolver. De entrada, el cómo se repartiría el espacio con Messi. Futbolísticamente pocos se pueden entender mejor, pero es cierto que se moverían por zonas parecidas y hasta el momento Leo no ha sido muy generoso con su espacio, si bien no tuvo ahí a un socio de la dimensión del brasileño. También está la cuestión del esquema, que debería modificarse y algunos jugadores readaptar su rol o posición. Habrá que mover las ramas para ver qué cae.

Un tercer punto, y que ya se apuntó ante el Pucela, será lo que deje de producir Neymar en banda por jugar en el centro. Es un peaje que sale barato, ya que el beneficio es potencialmente mayor que el coste, pero también es algo a tratar. Sin ir más lejos, porque una de las principales fuentes de ventajas del Barça esta temporada es que está obligando a sus rivales a diversificar atenciones en defensa. Ya no vale con centrarse en el carril central, hay que atender a banda izquierda, y en esta tensión entre el fijarse dentro y llegar fuera, se generan espacios que aprovechan los culés. El sábado, pese al excelente partido de Alexis Sánchez, el Barça produjo poco por fuera.

Encontrar un sistema en el que Messi y Neymar quepan juntos por dentro, y acertar con una manera de que eso no implique la pérdida de amenaza exterior. La tercera tarea que le puso el Barça-Valladolid a Martino fue la de hallar una fórmula para la transición defensiva. El problema pinta a estructural y la ausencia de Busquets no hizo más que constatarlo. Si no tienes un superhéroe que llegue y esté siempre en todas partes, resulta más evidente que no es lo normal pedirle eso a tu mediocentro. La zona a administrar es muy grande y sólo uno parece no sentir el vértigo ante tamaño reto. Que no se resfríe.

Artículos relacionados:

Comments:1
  • Iniesta10 9 octubre, 2013

    Es un post muy agudo. Lo cierto es que en ausencia de Messi el Tata optó por hacer jugar a Neymar por dentro cuando pudo hacerlo Cesc perfectamente.

    Que Neymar debe tener más libertad no es algo que no se intuía, y aquí entra en juego incluso el cambio de sistema de juego para habilitar la libertad de Neymar y Messi, al que muchos (yo incluido) vemos como jugadores muy complementarios.

    Per la cosa va mas allá, de cara al futuro puede ser muy ambicioso, pero también muy dificil, integrar también ahí a Gerard Deulofeu, que también necesitará mucha libertad de movimientos.

    El problema de cambiar el sistema en estos momentos es que ese trabajo ya se debía haber hecho en la pretemporada. Ahora, el con Atletico compitiendo a todas … es dificil entrar en esta dinámica cuando la actual puede asegurar la liga. Veremos.

    Obviamente, si tenemos a Messi y Neymar arriba jugando libremente, y además debemos potenciar el juego exterior necesariamente con los dos laterales largos, eso pasa porque el centro del campo tenga un perfil más físico que garantíce una transición defensiva sólida, es decir, quizás pasaría por un [Mascherano + Busquets].

    Para mi lo ideal sería un 4-4-2 con rombo en el centro del campo, en el que Neymar y Messi serían los dos delanteros con libertad, cada uno ejerciendo en su ámbito de influencia, Messi por la derecha y Neymar por la izquierda. El centro del campo tendría dos jugadores ofensivos, que deberían ser Cesc e Iniesta y dos más defensivos o recuperadores, que para mi deberían ser Mascherano y Busquets. La idea sería que Iniesta juegue de interior izquierdo y progrese hacia fuera cuando de lateral juegue Adriano, que puede progresar hacia dentro, o bien que progrese hacia dentro cuando de lateral juegue Jordi Alba. Cesc jugaría en el vértice superior del rombo también con plena libertad para ocupar los espacios que pueden dejar libres Messi y Neymar, aunque con más tendencia hacia la derecha, ya que la izquierda debería ser más de Iniesta. Y finalmente, Mascherano de mediocentro y Busquets de interior derecho.

    Obviamente haría falta fichar un delantero centro puro, no para ser titular, sino para tener completa la plantilla con todos los perfiles necesarios y también para determinados partidos, y también se debe reforzar el centro de la defensa, ya que a Puyol ya empieza a ser una incógnita.

    Reply

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.