Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

La semana del Clásico (I): Los precedentes

La semana del Clásico (I): Los precedentes

La temporada pasada nos brindó hasta cinco enfrentamientos entre F.C.Barcelona y Real Madrid. En ésta, los de Guardiola y Mourinho ya se han visto las caras en la Supercopa de España, pero debido a las fechas en las que esta competición se disputa, nos resultará mucho más útil volver la vista atrás hasta la temporada 2010-11.

La primera vez que Pep y Mou se vieron las caras al frente de los dos grandes de la Liga, fue en el 5-0 del Camp Nou. Como evidenció el marcador -y aún más el juego- el Barça fue el absoluto dominador del partido y superó en todo al Madrid. En ese partido, pudimos ver repetida una constante cuando Guardiola se ha enfrentado a Cristiano Ronaldo, como es la doble marca al portugués. Ya sea planteando un doble lateral derecho o -lo más habitual- el apoyo interior de uno de los centrales, Pep siempre ha repetido este planteamiento cuando Ronaldo ha actuado en banda. Formando con la pareja de centrales PiquéPuyol, siempre ha sido el capitán el encargado de esa doble marca junto al lateral, de manera que el técnico no ha dudado en intercambiar el perfil de los centrales dependiendo de la banda que ocupase Ronaldo, incluso con el partido en marcha. 

Tanto en la final de Copa como en la ida de las semifinales de Champions, Mourinho modificó la posición del crack portugués y lo ubicó en el centro del ataque durante muchos minutos. La doble marca, entonces, recayó sobre los centrales, los cuales eran arrastrados por los desmarques a bandas de Ronaldo. Para aprovechar ese espacio que se generaba en el carril central, Mou contaba con hasta dos interiores llegadores, el alemán Khedira y el reconvertido Pepe. Así consiguió girar el sistema defensivo del Barça en la final de Copa, y por eso en las semifinales de Champions Guardiola trató de contrarrestarlo anclando la posición de Dani Alves. El brasileño, mucho más contenido a la hora de subir la banda, ocupaba el espacio hacia donde se dirigían las diagonales de Cristiano y de esta manera permitía a los centrales azulgranas seguir tapando el centro del ataque blanco. Este nuevo rol de Alves, no obstante, abrió otro escenario en su enfrentamiento con Di María. Ambos jugadores atacan mejor que defienden, y por eso, sujetando a Alves, el escenario se invirtió, pasando Di Maria de defender a Alves a atacarlo, y como ambos atacan mejor que defienden, lo que a priori debía proporcionar mayor seguridad defensiva al equipo de Guardiola, se convirtió en un problema. El Barça tuvo que aceptar esa concesión a cambio de hacer más efectiva la defensa sobre Ronaldo.

Con ese trivote en mediocampo que empujó a Özil a la posición de falso extremo derecho, Mourinho pretendía, además, tapar al triángulo XaviIniestaMessi alrededor del cual gravita el juego azulgrana. Dar libertad a la espera de una emboscada a Busquets, Alonso ocupando el espacio de Messi, agresividad en la anticipación de los centrales y apoyos interiores de los laterales, sobretodo de un Arbeloa que se hizo con la plaza en defensa que dejaba la nueva demarcación de Pepe. La respuesta de Guardiola a ese planteamiento se dio en el segundo tiempo de la final de Copa, cuando Pedro y Villa se intercambiaron las bandas. Como hemos comentado, para el planteamiento de Mourinho eran muy importantes las ayudas interiores que desde el lateral pudiera realizar Arbeloa, teniendo en cuenta que en el perfil izquierdo del ataque del Barça se localizaba el duelo más desigual del partido, un Iniesta vs.Khedira en el que el manchego podía sacar mucha ventaja de su desequilibrio como sucedió en el 5-0 del Camp Nou.

Para que esto sucediera, Pep buscó el aclarado para Andrés situando a Pedro como extremo izquierdo. A diferencia de Villa que con su tendencia central se convertía en una referencia para el central y no para el lateral blanco, el canario podía fijar a Arbeloa lejos del duelo IniestaKhedira, dibujando un uno contra uno entre interiores muy favorable al Barça. Villa, por su parte, buscando la diagonal fuera-dentro desde banda derecha, atacando el cierre de Marcelo y presentando una amenaza en el área que limitase las oportunidades de los centrales del Madrid de salir en la anticipación sobre el triángulo clave del juego del Barça.

Comments:2
  • etoile 5 diciembre, 2011

    yo no tengo los conocimientos necesarios para analizar tan bien el futbol y sus posibilidades.

    a bote pronto se me ocurren algunas propuestas sobre el posible once del Barcelona.

    Doy por hecho que en principio sale con un 4 3 3 y que Alves y Busquets son de la partida, con Mascherano y Pique de centrales y Abidal of course.

    1 Iniesta de extremo izquierdo y Cesc de interior, con Alexis haciendo la de Villa por la derecha que explicas
    en el partido de copa, amenazando la zona de Marcelo.Cesc seria un foco de distribucion como Xavi y podria aparecer por arriba si Iniesta abre espacios.

    2 Cuenca en su papel de extremo total intercambiando la banda como viene haciendo estos ultimos partidos. lo hace de manual , pero el Madrid tiene gente que defiende muy bien los centros laterales, seria rematar con anticipacion, no por altura.

    3 Una especie de 4 4 2 con Xavi Thiago Cesc e Iniesta , que asegura una posesion de altisima calidad, pero necesita mucha coordinacion para las transiciones y deja fuera a Busquets: Es jugar la carta de la magia y la inspiracion , y podria ser un desastre en defensa si no mueves el balon a un ritmo de relampago. Arriba con Messi , creo que Villa o Alexis.

    Son solo ideas y me gustaria saber vuestra opinion.

    Perdon por los acentos.

    gracias.

    Reply
    • Moren 6 diciembre, 2011

      1.
      A mi modo de ver, ante el Madrid Iniesta será importantísimo en la media. En un choque igualado como el que se espera, el desequilibrio en el uno contra uno de Andrés desde el interior es algo que con el contexto adecuado, el Madrid no puede defender y menos si su marca es Khedira. Desde el extremo, hay menos espacios y más ayudas próximas, aunque obviamente un jugador de la talla de Andrés puede decidir desde ahí.

      De hecho, a priori, lo más interesante para el Barça será precisamente abrir espacios con el extremo izquierdo para que los aproveche Iniesta. Ese aclarado que se encontró en el 5-0 o en la segunda parte de la final de Copa tras el cambio de banda de Pedro.

      Aunque por otro lado es cierto que mandando a Andrés a una banda, dificultas que el planteamiento defensivo del Madrid pueda concentrarse en el carril central. Para ese rol, no obstante, yo espero a Alexis.

      2.
      Me sorprendería mucho que Guardiola contase con Cuenca de cara al clásico. Para ese papel de extremo con desborde que atraiga marcas a banda y las aleje del triángulo Xavi-Iniesta-Messi, creo que su apuesta será Alexis.

      3.
      No creo que Busquets garantice una mejor transición defensiva que los hombres que propones, aunque si es cierto que con Busquets en el mediocentro, el organizador está en el interior y por lo tanto la pérdida tiene un hombre más por detrás del balón que si el organizador es el mediocentro.

      Teniendo en cuenta que la defensa del Madrid se centrará sobretodo en el carril central, donde se localizan los hombres clave del Barça, me sorprendería que Pep no presente una alineación buscando un punto de amplitud que el rombo quizá no da sobretodo teniendo en cuenta que los laterales no subirán como otros días.

      Reply

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.