Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Vuelve Pepe, mueve Tito.

Vuelve Pepe, mueve Tito.

Más allá de que ambos conjuntos aún están prácticamente en pretemporada, uno de los factores que marcó la previa del partido de ida fue la ausencia de Pepe. Desde que Mourinho está en el banquillo del Madrid, gran parte de los Barça-Madrid podría explicarse a partir del emparejamiento entre el portugués y Leo Messi. Sin Pepe en la ida, el Barça tomó la ventaja para levarse la Supercopa y a punto estuvo de sentenciarla.

El marcador desfavorable y la vuelta de Pepe, provocarán que casi con total seguridad el Madrid adelante líneas para plantear la presión adelantada. El Barça ya no es aquel equipo indefendible en el inicio de la jugada, y los atacantes del Madrid, a la contra, son demoledores. 

Es posible que para controlar esa posible pérdida, el Barça use la base de dos con Xavi prácticamente en la misma horizontal que Busquets. La posición abierta de los laterales, además, puede facilitar a los centrales encontrar una línea de pase habilitada y al mismo tiempo arrastrar a los extremos del Madrid. Pese a que en la ida sorprendió la presencia de Callejón en el once, para esta noche se espera a los habituales: Ronaldo en banda izquierda y Di María en la derecha. También sorprendió Vilanova recurriendo a Adriano antes que Jordi Alba, pero, otra vez, esperamos al catalán en el equipo titular, pues ni en ataque ni en defensa es pero que el brasileño. Este será uno de los puntos conflictivos para el Barça hoy, tanto por la calidad de Di María como por su habilidad para sacar faltas laterales ante laterales de las características de los azulgranas. A poco que la lesión en el pómulo se lo permita, pues, Puyol debería ser la pareja de Piqué para contar con más herramientas para defender el juego aéreo blanco en este tipo de situaciones.

Si el Madrid presiona arriba, el Barça buscará las recepciones a la espalda de esa presión, especialmente por parte de Iniesta y Messi. Ahí es donde es fundamental Pepe pues permite a su equipo adelantar la línea y, sobretodo, anticiparse a esas recepciones de los azulgranas entre líneas. La respuesta de Guardiola a ese comportamiento la pasada temporada fue la posición de Alexis como nueve. El movimiento resultó ser un éxito, y se convirtió en una carta ganadora en los clásicos. Esta noche, pues, no sería para nada extraño volver a ver al chilena atacando la espalda de la zaga blanca, ocupando los tres carriles monopolizando la atención, retrasando la línea y generando espacios entre líneas para Messi. Además, en su situación de dudas, Alexis seguramente afrontará el choque más confiado y cómodo en una posición centrada.

En la banda derecha, la sanción a Coentrao altera el escenario. Jugará Marcelo, un lateral distinto, menos profundo y abierto pero con mucho más peso interior y en la salida. A Tito se le abre una puerta. De entrada la presencia en punta de Alexis implicaría que Pedro pasase a la banda derecha. El canario es perfecto para emparejarse a Marcelo, pues su implicación defensiva resultaría de gran utilidad ante el peso en transición del lateral, y su determinación en la diagonal fuera-dentro castigaría la principal laguna defensiva del madridista. Sin embargo, esta disposición obligaría a situar a Iniesta en banda izquierda. Es una opción, pero ahí el manchego pierde. La ausencia de Coentrao, no obstante, abre una nueva posibilidad para Vilanova. Messi en banda derecha, sin la necesidad de perseguir a un lateral profundo como Coentrao y encarado para buscar la diagonal hacia el centro. Además, eso le permitiría recibir alejado de Pepe y a en el perfil menos agresivo del Madrid. Mientras en banda derecha el Madrid junta a Arbeloa, Khedira y Di María, en la izquierda los compañeros de Marcelo serían Xabi Alonso y Cristiano Ronaldo.

Esta posición de partida de Messi en banda derecha, permitiría a Vilanova situar a Pedro en la izquierda, abriendo el campo y sujetando a Arbeloa para potenciar el aclarado a Iniesta ante Khedira. En la ida Mourinho encargó la función de marcar al interior azulgrana a Callejón. Esta noche, la posición del canterano seguramente sea para Di María, y aunque el argentino también puede desarrollar esta función, la presencia en el once de Jordi Alba puede limitar esta posibilidad.

¿Y Cesc? No lo esperamos en el once aunque él o Villa podrían ser la sorpresa. Cuando se conozcan los onces nos encontramos en twitter para comentarlos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.