Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Nani

El próximo día 28, F.C.Barcelona y Manchester United reeditarán la final de Roma en la que, con su victoria, el Barça de Guardiola coronó una temporada perfecta. Que se repita una final apenas dos temporadas después, puede ser catalogado como una curiosidad producto del azar, pero en este caso, nos habla de los dos conjuntos que han ejercido su dominio en Europa durante los últimos años. En las últimas seis ediciones de la Champions League, acumulan tres presencias en la final cada uno, y en semifinales, cinco el Barça por cuatro el United. Teniendo tan cerca el precedente de Roma, pues, a la hora de analizar la final podría existir la tentación de coger a aquel United como referencia, pero sería un error. Es cierto que, como el Barça, el United tiene el sello distintivo que le da la presencia de Ferguson en el banquillo, pero el funcionamiento colectivo del equipo de 2009 es distinto al del 2011. La razón principal, el cambio de jugador franquicia, del hombre que define el comportamiento del colectivo y al servicio del cual se ponen el resto de compañeros. Entonces ese hombre era el hoy madridista Cristiano Ronaldo, mientras que actualmente ese rol pertenece a Wayne Rooney. Dos jugadores distintos, y por lo tanto, distintos serán también los equipos que comandan.

Después de analizar las mejores opciones de incrementar la competencia en la delantera en el anterior post, en este, vamos a analizar diferentes alternativas de los tres niveles de delantero que podemos encontrar en el mercado: Cracks: En el fichaje de un crack debemos tener en cuenta varios aspectos previos como es su posible relación con las otras figuras del equipo. Para que esta sea lo más favorable posible, debemos ver la posible complicidad de sus personalidades y a la vez procurar que el nuevo fichaje no rivalice con una sola figura y se reduzca así la lucha por la titularidad a dos jugadores, sino que debe presionar, como mínimo, a dos de los tres delanteros titulares del equipo.